La sal, enemigo silencioso

La Sal, el Asesino Invisible Cuando comemos mas de la que necesitamos hay un grave aumento de la presion arterial. Esta estadisticamente demostrado que las principales causas de muerte en los paises desarrollados tienen que ver con las enfermedades cardiacas y los accidentes cerebro-vasculares. Uno de sus promotores es la silenciosa hipertension arterial. Es silenciosa porque en una buena parte de los casos no da ningun tipo de sintomas. Las personas que la padecen no se quejan de ninguna dolencia y por lo tanto no consultan al medico.

Segun la Organizacion Mundial de la Salud, las necesidades diarias del organismo humano son de aproximadamente 6 gramos solamente, incluyendo en esa cantidad la sal que traen los alimentos. La sal comun tiene dos componentes principales: cloro y sodio y este es el elemento clave para la salud porque propiedades higroscopicas, es decir, es capaz de retener el agua. Resulta casi impracticable abolir la sal totalmente, pero al establecer una dieta, es necesario tener en cuenta las cantidades incluidas en los alimentos naturales.

Un  60% del consumo diario de cloruro de sodio proviene de la llamada «sal invisible» que esta encuentra presente en alimentos no salados como cereales, galletas, conservas o ketchup. La carne, por

Lo sentimos, pero las muestras de ensayos completos están disponibles solo para usuarios registrados

Elija un plan de membresía
ejemplo, contiene 65 mg de sal en 100 g, el huevo 122 mg. el pescado 140 mg. en 100 gr. y una rodaja de pan posee 114 mg. Segun el Doctor en Quimica, Hector Carrasco, academico de la Universidad Andres Bello, el sodio se oculta en una cantidad de alimentos que no son salados, como los cubitos de caldo, quesos, carnes, galletas de agua, cereales y verduras.

En el tratamiento industrial de los alimentos se emplean otros compuestos sodicos, aparte de la sal, para mejorar el sabor, como preservante, o para blanquear frutos. Explica que algunos poseen niveles muy altos: fiambres, embutidos, enlatados en general, salsas, conservas de pescados, papas fritas, snacks, mani, manteca, hamburguesas, productos congelados, cereales, productos de panaderia, polvo de hornear, mayonesa, ketchup, mostaza, agua mineral y gaseosas, entre otros. Muchos alimentos «light» no son dieteticos: pueden ser bajos en grasas, pero contienen sodio.

Se estima que del consumo diario de cloruro de sodio, el 60% proviene justamente de la llamada «sal invisible» que se encuentra presente en alimentos no salados? , advierte el Doctor Hector Carrasco. Como contrapartida, las dietas bajas en sodio estan relacionadas con una menor prevalencia de hipertension o con poco o ningun incremento de la presion con la edad. Ademas, al bajar la presion arterial se disminuyen considerablemente los riesgos asociados, como las enfermedades cardiacas y cerebro-vasculares.