isotopos al servicio del hombre

isotopos al servicio del hombre gy navarro I goa ‘benpa,1R 10, 2016 120 pagcs Por FERNAND LOT LA UNESCO Y SU PROGRAMA Serie de folletos de información que se refieren a aspectos especiales del programa y del traba ‘o de lao anizacion de las Naciones unid or 120 la Educación, la Cienc y I Hasta el presente se n ou La Unesco en 1950: s Programa de base [adoptado por la Conferencia General de la Sig ntes folletos: ades, 21 págs. Unesco en su quinta reunión, Florencia, 19501, 31 págs.

La cuestión racial, 1 1 págs. La Unesco y el Consejo Económico y Social, 39 págs. IV. La ayuda técnica para el fomento económico; una conceptión humana, 59 págs. lograron provocar la transmutación de un elemento químico en otro, la gente se apresuró a declarar que se había realizado al fin el viejo sueño de los alquimistas y que «el plomo vil iba a cambiarse en oro puro». Sin embargo, las aplicaciones de tan hermoso descubrimiento no se orientaron precisamente en esa dirección, siguiendo asi el viej.

O principio de que el hombre no sólo imita a la naturaleza, sino que la utiliza de modo original para sus propios fines. Mucho más que

Lo sentimos, pero las muestras de ensayos completos están disponibles solo para usuarios registrados

Elija un plan de membresía
la transmutación e unos elementos naturales en otros, la acción de las radiaciones de alta energ(a o de los neutrones ha permitido conseguir la creación de elementos desconocidos hasta ahora porque prácticamente no existen en las condiciones terrestres. Estos nuevos elementos poseen propiedades importantes, que son en su mayoría radiactivos.

Durante esta exploración de un nuevo campo de las posibilidades del universo, han surgido numerosas aplicaciones fundadas en esas propiedades y ba esencialmente aplicaciones fundadas en su naturaleza de isótopos, los nuevos cuerpos tienen a veces plicaciones como fuente de radiaciones. Por ejemplo, el cobalto 60 puede competir ventajosamente con el propio radio, ya que ese elemento radiactivo artificial da fuentes de radiación gamma equivalentes a varios kilogramos del elemento natural. or último, algunos de los elementos radiactivos artijciales no son isótopos de ningún elemento natural y constituyen una extensión del sistema de los elementos químicos : se trata de una verdadera creación, por el hombre, de átomos que no existen en ninguna parte en la natura- ka, y que sólo tenian hasta hoy una posibilldad mplícita las leyes de la física y de la química. Habiendo así rebasado con mucho las aspiraciones de la edad media, la ciencia moderna prosigue su movimiento ascensional.

PIERRE AIJGER Director del Departament 3 de Ciencias Exactas y Nat El problema RADIAC- de la sepa- 22 DE LAS RADIACIONES IV. LA DETECCION Las emulsiones fotográficas. El contador de GeigerMiiller. Las cámaras de ionización. Los contadores de centelleo. El contador gigante de Los Alarnos. La detección por medios químicos. Los fotoconductores. 27 V. LOS ISÓTOPOS YAGRONOMíA EN FÍSICA, QUÍMICA, BIOLOGÍA etróleo (la testificación radiactiva ; productos nuevos ; revisión de los oleoductos ; se mejora el refinado). ara eliminar la electricidad estática. La previsión de los gases peligrosos. Localizacion de objetos perdidos. Recuentos. 49 Capítulo VIII. DE LA LUCHA CONTRA LOS INSECTOS DE LOSME EORITOS:CIENCIASYTÉCNICAS ESTUDIO AL 64 La plaga de los Insectos. La prehistoria y un procedimiento para«retroceder» en el tiempo. Edificios y obras públicas. Fuerza investigaciones jería.

Las sus secreciones bucales sobre las hojas que invaden; interpretando los intercambios el carbono que prueban, radiactivo, que el gas carbónico interviene en la producción de glucógeno en el hígado de los mamíferos; que demuestran la acción inhibidora de las radiaclones beta en la formación del jugo gástrico en el perro ; que conocen gracias al sodio y al hierro radiactivos la naturaleza de la barrera placentaria que separa a la madre del hijo ; que envían calcio y estroncio radiactivos hacia los secretos fisiológicos de la lactación, mientras que, por otro lado, la pituitaria y las suprarrenales, glándulas intervienen en el metabolismo hídrico el organismo, son exploradas mediante el potasio y el sodio radiactivos, incumbiendo además a é a los , la misión de informar caminos se transforma el carbono en ellas durante esa operación fundamental de la naturaleza que es el proceso asombrosamente complejo de la fotosíntesis ?

De uno a otro extremo de las escalas vegetal y animal surgen asi innumerables preguntas del mayor interés, a las que únicamente los isótopos radiactivos, se nos asegura, pueden permitlr responder, porque para su intervención no son dificultades insuperables ni el grado de complejidad sutileza de los procesos ni la extrema pequeñez de los lugares donde se realizan. Y se nos habla además de fisicos, químicos, geólogos y arqueólogos que amplian sus conocimientos ; de industriales mejoran su producción, porque utilizan sistemáticamente tanto unos como otros los elementos Éstos aparecen claramente, en todos los dominios, como auxiliares incomparables. ¿ Cómo y por qué ? Es lo que vamos a ver inmediatamente, pero, en e recordar algunas nociones elementales. eléctrica. Todos los núcleos atómicos de un elemento dado tienen un número fijo de protones. Todo átomo de hidrógeno, por ejemplo (el más simple de los elementos), tiene siempre un protón; todo átomo de mercurio tiene siempre ochenta.

Cada elemento se caracteriza así por dos números: su cifra o número atómico, que se representa por la letra Z, e indica el número de protones comprendidos en el núcleo (Z igual 1 en el caso del hidrógeno, e igual a 92 en el del uranio) ; su masa atómica, simbolizada por la letra N, que representa el número total de partículas del núcleo, es decir, el de protones más el de neutrones. Prosiguiendo genialmente la feliz idea del francés Régnier e Chancourtois (1820-1855) que había imaginado una clasificación de los elementos según sus masas atómicas crecientes, 8 8 Fie. l. EN EL SENO DEL Á aiaótoposn. Así se conocen tres variedades PROTIO qumlco se conocen que tiene un número 102 elementos diferente quimicos. de neutrones de hidrógeno. TRITIO DEUTERIO NÚMERO DE ISOTOPOS CONOCIDOS (en 1958) (Adaptado por lo menos hasta el 108. CONCEPTO ISÓTOPO Un elemento tiene, hemos dicho, un número fijo de protones.

Decir éste número es denominar inmediatamente al elemento a que pertenece. El número Z sirve de ficha de identidad. Pero sucede que el número de neutrones cambia. A diferencia Z, N no tiene siempre el mismo valor para un determinado elemento. En el caso del mercurio, el átomo podrá contener de 116 a 123 neutrones. Los símbolos correspondientes serran Hglg6… , Hg30s. Se trata, en cada caso, de un átomo de mercurio, definido rigurosamente por sus 80 protones ne varietur, pero tal átomo será tanto más pesado cuanto más neutrones contenga. El h i d ró g eno, por su parte, puede albergar en su núcleo uno o dos neutrones. En el primer caso se le llama deuterio y en el segundo (llamándose

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *