Descripcion del universo

Descripcion del universo Galaxias podemos decir que las galaxias son “los maximos conglomerados individualizados de estrellas las unidades de material que de finen granular del universo del universo (sandage). al contrario de las estrellas, las galaxias, observadas atreves de un telescopio o anteojo lo bastante potentes o eclipses fotografico obtenidos con ellos, aparecen como objetos luminoso extensos, Con el aspecto de una nube, en general aplastada; su brillo se debe a la multitud de estrellas que las forman ;si bien ,debido a la enorme distancia que nos separa de ellas es casi imposible distinguir una de otras.

Si comparamos entre si cierto numero de galaxias observaremos una gran diversidad de formas; con todo, y ateniendonos a su estructura, se dividen, segun la clasificacion del astronomo ingles hubble, en elipticas le, SO, espirales, espirales barradas e irregulares. Como consecuencia de la rotacion de la Tierra sobre si misma, desde su superficie terrestre un observador percibe que el cielo gira; las estrellas se mueven en conjunto, es decir, sin romper su configuracion en las constelaciones.

Por esta razon, las estrellas recibieron el nombre de astros fijos: tal como si estuviesen adheridas a la esfera celeste y se movieran con ella. Sin embargo, no todos los

Lo sentimos, pero las muestras de ensayos completos están disponibles solo para usuarios registrados

Elija un plan de membresía
puntos luminosos del cielo nocturno son estrellas ni permanecen fijos para un determinado observador. Algunos de ellos, observados durante varias noches consecutivas, permiten advertir un desplazamiento particular sobre el fondo uniforme de estrellas: son los planetas.

La palabra planeta tiene su origen en un vocablo del griego antiguo que significa «astro errante» y dio cuenta de la propiedad de desplazarse que tienen ciertos cuerpos entre las estrellas del cielo nocturno. Los planetas son objetos cuya superficie es fria, en equilibrio termico con la radiacion solar que recibe; no generan luz y brillan reflejando la luz del Sol. El brillo aparente de un planeta varia segun sea la distancia a la que se encuentre de la Tierra.

Los planetas conocidos son satelites naturales del Sol o bien satelites de otros planetas; por esta razon no tiene sentido distinguir unos de otros, ya que alrededor del Sol giran «pequenos planetas» de tamano inferior a la Luna o al de algunas lunas de Jupiter o Saturno. Los nombres de los planetas principales (visibles a simple vista) fueron asociados con dioses de la antiguedad: Mercurio, Venus, Marte, Jupiter y Saturno; estos, junto con el de la Luna y el del Sol, inspiraron los nombres de los siete dias de la semana en una gran cantidad de idiomas.

Hasta el siglo XV la Tierra era considerado el astro central del universo, a cuyo alrededor giraban los restantes planetas y la esfera de las estrellas fijas (configuracion conocida como sistema geocentrico);. No debiera sorprendernos que aun hoy, esta falsa hipotesis resulte un hecho evidente para un observador que por primera vez contempla el cielo, ya que no hay una evidencia directa (observacional) que pueda mostrar la falsedad de esa hipotesis; no se manifiesta ningun indicio inmediato que permita alguna otra explicacion.

Sin embargo, el rapido desarrollo de las tecnicas de observacion y de los metodos deductivos, han conducido a ideas bastante mas complejas acerca del universo que nos rodea y de la posicion que ocupa la Tierra en el mismo. Vistos desde la superficie terrestre, los cinco planetas mencionados describen trayectorias no muy simples en el cielo visible; esas trayectorias son el resultado de la proyeccion sobre el cielo, de sus respectivas orbitas en torno al Sol, al mismo tiempo que nosotros (en la Tierra) tambien estamos en movimiento.

Ptolomeo (ano 137) diseno un esquema geometrico y dinamico para explicar el movimiento de los planetas: supuso la Tierra ubicada en un centro y al Sol, la Luna y los planetas, girando a su alrededor en trayectorias (orbitas) circulares; mas alla, se ubicaban las estrellas. Este modelo supervivio durante siglos, mas precisamente hasta la aparicion de Nicolas Copernico (1473-1543), quien enuncia un nuevo sistema, en el cual sugiere colocar el Sol en el centro y considerar que la Tierra y los demas planetas giran a su alrededor.

De esta manera, el Sistema Solar resulto bastante mas simple de comprender. Con el Sol en el centro del conjunto planetario, la Tierra era ahora el tercer planeta en distancia desde el, luego de Mercurio y Venus. Despues se ubica Marte, Jupiter, y por ultimo Saturno; a su vez, la Luna comenzo a considerarse un satelite de la Tierra que giraba a su alrededor; en este modelo, las trayectorias seguian considerandose circulares.

La observacion de las fases de Venus (similares a las fases lunares) descubiertas en 1610 mediante el uso «por primera vez» de un telescopio, por Galileo Galilei (1564-1642), confirmaron las ideas de Copernico sobre la estructura del Sistema Solar. En la misma epoca, Johannes Kepler (1571-1630) describio el movimiento planetario por medio de tres leyes fundamentales y desde entonces no quedaron dudas sobre como era el movimiento del sistema. Lo que hizo Kepler fue considerar que las orbitas de los planetas alrededor del Sol son elipses (que son figuras elongadas y cerradas) y no circunferencias como se habia supuesto.

Cabe destacar que aun hoy, las leyes de Kepler permiten no solo explicar con bastante precision la trayectoria de los planetas, sino tambien describir y calcular el recorrido de las naves espaciales. Mas tarde, en 1781, W. Herschel (1738-1822) descubre observacionalmente un nuevo planeta mas alla de Saturno: Urano. Desde 1801, se comenzaron a descubrir pequenos planetitas entre Marte y Jupiter, llamados genericamente asteroides. El primero en ser hallado y tambien el de mayores dimensiones, se denomino Ceres.